Luis Ibarra expresa su satisfacción ante el resurgir del Puerto de Arinaga

|

El Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria de las Palmas ha aprobado la instalación en Arinaga de un centro de almacenamiento y reparación de piezas para plataformas petrolíferas, que significará el "resurgimiento" de este puerto hasta ahora infrautilizado. Según Efe, tras la reunión del consejo, el presidente de la Autoridad Portuaria de Las Palmas, Luis Ibarra, ha informado en rueda de prensa de este acuerdo por el que se otorga una concesión de 92.431 metros cuadrados durante 28 años a la sociedad Gran Canaria Subsea & Offshore Base SL, formada por el grupo canario Satocan y la empresa noruega Otech.


La empresa efectuará una inversión de 17,1 millones de euros para la construcción de ese centro, que deberá llevar a cabo en un máximo de nueve años, si bien ante la demanda prevista se espera que la culmine con anterioridad, ha indicado Ibarra.

La actividad portuaria en Arinaga se complementará con otra concesión que se tramita para la empresa Petrosigma, que ha solicitado un espacio de 48.000 metros cuadrados en los que prevé llevar a cabo una inversión de más de 40 millones de euros para instalar una planta de almacenamiento de combustible, y que aún no se ha podido resolver por problemas administrativos. Parte del espacio que ocuparía esa empresa es propiedad de la Comunidad Autónoma con la que se negocia una permuta, ha explicado Ibarra.

Asimismo, existe un tercer proyecto para el puerto de Arinaga para que concentre la carga, descarga y almacenamiento de graneles sólidos y vegetales, que llevaría a cabo la empresa Yesos Canarios, en un espacio de 6.600 metros cuadrados, sobre el que se ha resuelto el trámite de competencia, pero aún debe contar con el informe de impacto ambiental favorable y para el que serán "muy escrupulosos" dada la actividad de la que se trata.

La empresa tiene previsto invertir 7,4 millones de euros si finalmente consigue la concesión tras superar todos los trámites, ha señalado Ibarra, quien ha añadido que esta actividad en Arinaga permitiría el cese de la carga y descarga de graneles en el muelle Reina Sofía por Gramelcan (propietaria también de Yesos Canarios), que quedaría únicamente para servicio de las plataformas petrolíferas. En la zona portuaria de Arinaga aún quedarían unos 50.000 metros cuadrados por ocupar, ha señalado Ibarra.

La Autoridad Portuaria ha aprobado también adjudicar a la empresa Dragados, por un importe de 300.000 euros, la construcción de la nave que estaba pendiente de edificar para el Programa Mundial de Alimentos en la avenida de las Petrolíferas, según ha informado su presidente.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.