Ciclogénesis explosiva en los puertos

|

AntonioRB 7

Como reza alguna definición coloquial de lo que es una ciclogénesis explosiva: no se produce en un espacio de tiempo habitual, sino que se hace de forma repentina y abrupta. 


Así ha sentado al colectivo de estibadores la dirección que ha tomado el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, al anunciarles que era su intención reformar la estiba española vía Decreto Ley, para dar respuesta de forma urgente, a las demandas de Europa, y así evitar la multa que amenaza a la Administración española con una cantidad que ronda los 140 mil euros diarios. Está entre las atribuciones de De la Serna cómo afrontar esta situación, pero el colectivo de estibadores esperaba un camino más de consenso, ya que habían recorrido un largo trecho junto a Anesco, al menos eso parecía.


Es cierto que llevamos dos años esperando ver una fórmula para resolver esta situación, todo el mundo estaba acomodado y han dejado pasar el tiempo, no solo el Ministerio y Puertos del Estado, también la patronal y los trabajadores.


Esta situación contradice el compromiso adquirido por su antecesora, Ana Pastor, que solicitó el consenso de todos los agentes del sector para hacer la reforma obligada por el estricto cumplimiento de la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea. Hasta la fecha, el PP se había pronunciado a favor de la legislación aprobada conjuntamente con el PSOE y valoraba el buen comportamiento del sistema portuario español durante la crisis.


Los representantes de los estibadores se sienten engañados, aunque en algunos corrillos se les achaca que han dejado pasar el tiempo y no han tenido una estrategia clara hasta última hora, y se les ha ido de las manos. Anesco, por su parte, ha preferido no mantener una postura oficial ante esta postura del ministro De la Serna.


Según el sindicato mayoritario Coordinadora, "se trata de una maniobra de expediente de extinción de empleo en tres años, subvencionada con fondos públicos, a través de las autoridades portuarias, encubierta tras una sentencia que no es eso lo que exige". 


Calificada la actitud del ministro como "autoritaria" por Antolín Goya, representante de Coordinadora, sentencia con que "iniciaremos movilizaciones y acciones sindicales para restablecer la comunicación, exigir de las empresas la culminación del esfuerzo de negociación desarrollado, y exponer a los grupos parlamentarios el error de una norma impuesta que desestabiliza un sector y destruye puestos de trabajo. Defenderemos nuestra profesión por todos los medios. No vemos otra salida". 


En síntesis el decreto que tiene preparado el ministerio y que tendrá que buscar el apoyo parlamentario de algunos grupos se centra en la desaparición de las Sageps y la aparición de ETTs especializadas; estas ETTs tendrán la obligación de subrogar a parte del personal de las Sageps durante los primeros tres años, de manera descendente; los más de 6.100 trabajadores pertenecientes a las Sageps y los convenios colectivos que les afectan tendrán que adaptarse a la nueva ley que se apruebe en el plazo de un año.


Para algunas voces del colectivo de estibadores, esta pretensión supone la práctica desaparición del colectivo, y "no lo debemos permitir". Por contra, para algunos miembros de Anesco, la situación se ve con buenos ojos, porque el Ministerio "llega allá donde nosotros no nos atrevíamos a ir".


Hoy y a lo largo de la semana se verá cómo se ha ido digiriendo esta situación. Lo veremos en los puertos.   

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.