El crecimiento de la economía española se sitúa en el 3,2%, consolidando su recuperación

|

GrficaalzaLa economía española ha mantenido su crecimiento trimestral en el cuarto trimestre de 2016, con una tasa del 0,7%. En tasa interanual, alcanza un crecimiento del 3,0%, dos décimas menos que en el trimestre anterior. El empleo también se desacelera dos décimas hasta el 2,7%.


En el conjunto de 2016, el aumento del PIB y del empleo se sitúan en el 3,2% y 2,9%, respectivamente, tasas muy similares a las registradas en 2015. Cabe destacar que estos elevados ritmos de crecimiento y del empleo se han producido en un entorno de mínimos de inflación, de superávit en la balanza de pagos y de contención del déficit público. Por lo tanto, la recuperación de la economía española se consolidó en 2016 a la vez que se produjo un avance adicional en la corrección de los desequilibrios macroeconómicos.


Del análisis más detallado de este dato del PIB del cuarto trimestre cabe señalar:

  • Todos los componentes por el lado de la demanda contribuyen al aumento del PIB en este periodo, al igual que todas las ramas productivas, con la excepción del gasto público, por el lado de la demanda, y de las actividades financieras y de seguros, por el lado de la oferta.
  • El crecimiento por el lado de la demanda es más equilibrado. La demanda interna minora ligeramente su aportación al crecimiento hasta los 2,2 puntos porcentuales (p.p.), mientras el sector exterior aumenta su aportación positiva hasta los 0,8 p.p..
  • Dentro de los componentes de la demanda interna destaca la fortaleza del consumo de los hogares, que mantiene su ritmo de avance interanual en el 3,0%. Sin embargo, tanto el gasto público como la inversión en equipo disminuyen su ritmo de avance.
  • Respecto a la demanda exterior, cabe destacar el mayor dinamismo tanto de las exportaciones como de las importaciones. En ambos casos, el componente de bienes ha sido el que ha experimentado una mayor aceleración.
  • Por el lado de la oferta, aunque los servicios disminuyen ligeramente su ritmo de crecimiento hasta el 3,1%, sobresale el avance de algunas actividades de servicios, como “Comercio, transporte y hostelería”, “Información y Telecomunicaciones” y “Actividades profesionales”, todas ellas con un crecimiento de su VAB por encima del 4,0% interanual en el cuarto trimestre. También destaca el dinamismo de la construcción que alcanza una tasa del 3,0% y de la industria cuyo VAB se acelera cinco décimas en el cuarto trimestre, debido al mayor avance de su rama energética.
  • La economía española modera ligeramente la creación de empleo hasta una tasa interanual del 2,7%. Mientras, la productividad por trabajador se mantiene en el 0,3% en el cuarto trimestre.
  • El deflactor del PIB se sitúa en el 0,6%, cuatro décimas superior al del trimestre anterior, debido al cambio del deflactor del consumo privado que, tras dos años de tasas negativas, ha tornado a positivo con un 0,8%, en línea con la evolución del IPC de los últimos meses de 2016.


En definitiva, la economía española vuelve a registrar un crecimiento elevado en 2016, superior a los de sus socios comunitarios, pero con una senda de desaceleración a lo largo del ejercicio. Por lo tanto, se puede afirmar que el 2016 ha sido un año de consolidación de la recuperación, con un patrón de crecimiento más equilibrado, donde a pesar de la progresiva desaceleración de la demanda interna, la contribución del sector exterior fue aumentando. Todo ello en un contexto de ausencia de tensiones inflacionistas, de superávit exterior y, en menor medida, de corrección del déficit público.


Sobresale, por el lado de la demanda, el comportamiento del consumo, aunque comienza a preocupar la desaceleración de la inversión en bienes de equipo. Por el lado de la oferta, cabe destacar la mejoría del sector de la construcción y la fortaleza de las actividades relacionadas con el turismo, las nuevas tecnologías de la información y las profesionales.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.