El sector pesquero europeo satisfecho por la eliminación del sistema de doble sanción del nuevo Reglamento FAR

|

Pesquero 2


El Consejo y el Parlamento Europeo alcanzan un acuerdo sobre la norma que entrará en vigor, previsiblemente, a finales de este año.


El sector pesquero europeo, agrupado en Europêche, se muestra satisfecho tras la decisión, adoptada ayer por el Consejo y el Parlamento Europeo, de eliminar el sistema de doble sanción que establecía la propuesta de Reglamento para la gestión sostenible de las flotas pesqueras de larga distancia externas, compuestas por 700 barcos y con 10.000 puestos de trabajo.


Cabe recordar que, el pasado febrero, el Parlamento Europeo votó a favor de una propuesta de normativa que contemplaba esta doble penalización, según la cual el buque y su capitán estaban sujetos, no sólo a las sanciones previstas en los Reglamentos de control e INDNR, sino que, además, no podían solicitar una autorización si, durante los 12 meses anteriores, cometían una infracción grave, lo que se traducía en un año de paralización. El sector se opuso a este sistema, al considerarlo desproporcionado y discriminatorio, además de una amenaza para la rentabilidad de empresas pesqueras responsables.


A falta de conocer los detalles de la versión final, en opinión de Europêche, el Reglamento acordado ayer y que, previsiblemente, entrará en vigor a finales de este año, establece normas estrictas, transparentes y armonizadas para la gestión de autorizaciones de pesca a los buques de la Unión Europea que pescan fuera de las aguas comunitarias y de los extranjeros que faenan en aguas de la UE.


En este sentido, la patronal europea también ha acogido con satisfacción la creación de una base de datos pública de autorizaciones de pesca, como medida para luchar contra la pesca ilegal. Asimismo, valora que las autoridades europeas hayan escuchado sus recomendaciones de mantener la confidencialidad de datos como el nombre y la dirección del beneficiario de la empresa o las oportunidades de pesca, información accesible solamente para la Comisión Europea y los gobiernos nacionales.


En esta misma línea de mejora de la gobernanza y lucha contra la pesca ilegal, Europêche señala como un avance fundamental la obligación de obtener un número único de identificación de buque otorgado por la Organización Marítima Internacional (OMI). En opinión de la patronal, esta medida ayudará a prevenir el fraude, ya que el número de la OMI permanece vinculado al buque durante toda su vida, independientemente de un cambio de nombre, bandera o propietario.


En cuanto a los aspectos negativos del nuevo reglamento, Europêche señala que aumentará la carga administrativa del armador, en casos como la tramitación de licencias directas, los transbordos o el cambio de pabellón. “La UE obliga, una vez más, al sector a hacer un esfuerzo extra para adaptarse y para demostrar la sostenibilidad de sus actividades pesqueras”, señala Javier Garat, presidente de Europêche y secretario general de la Confederación Española de Pesca (CEPESCA). “En este sentido, seguiremos defendiendo la necesidad de encontrar el justo equilibrio entre mayor control y simplificación para permitir que las empresas continúen pescando manera sostenible y rentable. Así mismo, seguiremos luchando para conseguir que los estándares europeos se apliquen también a las flotas de terceros países”.


El secretario general de Cepesca añade que “realmente, de lo que se trataba era de copiar el modelo de España en la concesión de las autorizaciones de pesca a la flota de larga distancia y aplicarlo al resto de países con el fin de tener un sistema transparente y armonizado”.

_________________________________

NOTICIAS RELACIONADAS

El sector pesquero europeo preocupado por el nuevo reglamento de gestión de las flotas

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Encuesta