Los buques Emma Bardán y Vizconde de Eza finalizan la campaña de investigación científica BIOMAN 2020 para el estudio de la anchoa y la sardina

|

Vizcondedeeza6 tcm30 538519

_____

Los resultados de la campaña permiten conocer el estado del stock y sus previsiones, así como obtener datos para la campaña trienal de evaluación de sardina.

_____

Los buques de investigación pesquera y oceanográfica Emma Bardán y Vizconde de Eza del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación han finalizado ayer, en el puerto de Pasaia en el Golfo de Vizcaya, la campaña de investigación científica BIOMAN 2020, que se inició el 3 de mayo, para el estudio de la anchoa y la sardina.


El área de estudio abarca aguas de la ZEE de España y de la ZEE de Francia, en una zona de actuación que abarca desde el Cantábrico central hasta la boca del rio Garona y el sur de Bretaña, donde la flota de cerco española realiza sus pesquerías.


El objeto de estudio de esta campaña es la evaluación del índice de biomasa de anchoa y sardina, las características de esas poblaciones y el estado de las pesquerías. Esto incluye realizar la estimación de la biomasa a partir del método de producción diario de huevos, la determinación del área de puesta y la caracterización de las condiciones hidrográficas.


Desde ambos buques se han realizado trabajos coordinados para este estudio, realizando, una vez detectados los huevos de esas especies, las prospecciones de adultos, incluyendo trabajos de ecosonda y pescas.


El diseño de la campaña se basa en la realización de un registro continuo con métodos de acústica para estimar la abundancia de anchoa y sardina, así como estudios para determinar zonas de puesta y avistamiento oportunista de posibles predadores (aves y mamíferos marinos) y caracterización del medio marino en el Golfo de Vizcaya.


Con un enfoque ecosistémico multidisciplinar se toman parámetros hidrográficos; se estudia la biodiversidad de cetáceos, aves marinas, tiburones, peces y presencia de anisakis, analizando el ADN que se encuentre en la columna de agua. Además, se realizan los análisis necesarios para determinar la concentración del zooplancton y la distribución y abundancia de microplásticos en superficie.


El acuerdo entre la Secretaría General de Pesca y la Fundación AZTI facilita el acceso y uso de los buques de la Secretaría y su equipamiento al personal investigador. Con ello se pone a disposición de los científicos el instrumento más adecuado dados los fines de la campaña y se intenta conseguir la optimización de los recursos en beneficio de todas las instituciones.


Este tipo de campañas son imprescindibles para conocer mejor los mares y garantizar una gestión sostenible de los recursos a largo plazo. Para ello la Secretaría General de Pesca sigue invirtiendo esfuerzos en desarrollar Campañas de Investigación a bordo de sus Buques Oceanográficos.


BUQUES DE INVESTIGACIÓN

Los buques oceanográficos Emma Bardán, Miguel Oliver y Vizconde de Eza, llevan a cabo cada año, más de 500 jornadas de investigación en campañas tanto a nivel nacional como internacional, embarcando equipos de científicos que evalúan el estado de las pesquerías con el objetivo del Rendimiento Máximo Sostenible.

Los buques Emma Bardán y Vizconde de Eza finalizan la campaña de investigación científica BIOMAN 2020 para el estudio de la anchoa y la sardina

|

Vizcondedeeza6 tcm30 538519

_____

Los resultados de la campaña permiten conocer el estado del stock y sus previsiones, así como obtener datos para la campaña trienal de evaluación de sardina.

_____

Los buques de investigación pesquera y oceanográfica Emma Bardán y Vizconde de Eza del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación han finalizado ayer, en el puerto de Pasaia en el Golfo de Vizcaya, la campaña de investigación científica BIOMAN 2020, que se inició el 3 de mayo, para el estudio de la anchoa y la sardina.


El área de estudio abarca aguas de la ZEE de España y de la ZEE de Francia, en una zona de actuación que abarca desde el Cantábrico central hasta la boca del rio Garona y el sur de Bretaña, donde la flota de cerco española realiza sus pesquerías.


El objeto de estudio de esta campaña es la evaluación del índice de biomasa de anchoa y sardina, las características de esas poblaciones y el estado de las pesquerías. Esto incluye realizar la estimación de la biomasa a partir del método de producción diario de huevos, la determinación del área de puesta y la caracterización de las condiciones hidrográficas.


Desde ambos buques se han realizado trabajos coordinados para este estudio, realizando, una vez detectados los huevos de esas especies, las prospecciones de adultos, incluyendo trabajos de ecosonda y pescas.


El diseño de la campaña se basa en la realización de un registro continuo con métodos de acústica para estimar la abundancia de anchoa y sardina, así como estudios para determinar zonas de puesta y avistamiento oportunista de posibles predadores (aves y mamíferos marinos) y caracterización del medio marino en el Golfo de Vizcaya.


Con un enfoque ecosistémico multidisciplinar se toman parámetros hidrográficos; se estudia la biodiversidad de cetáceos, aves marinas, tiburones, peces y presencia de anisakis, analizando el ADN que se encuentre en la columna de agua. Además, se realizan los análisis necesarios para determinar la concentración del zooplancton y la distribución y abundancia de microplásticos en superficie.


El acuerdo entre la Secretaría General de Pesca y la Fundación AZTI facilita el acceso y uso de los buques de la Secretaría y su equipamiento al personal investigador. Con ello se pone a disposición de los científicos el instrumento más adecuado dados los fines de la campaña y se intenta conseguir la optimización de los recursos en beneficio de todas las instituciones.


Este tipo de campañas son imprescindibles para conocer mejor los mares y garantizar una gestión sostenible de los recursos a largo plazo. Para ello la Secretaría General de Pesca sigue invirtiendo esfuerzos en desarrollar Campañas de Investigación a bordo de sus Buques Oceanográficos.


BUQUES DE INVESTIGACIÓN

Los buques oceanográficos Emma Bardán, Miguel Oliver y Vizconde de Eza, llevan a cabo cada año, más de 500 jornadas de investigación en campañas tanto a nivel nacional como internacional, embarcando equipos de científicos que evalúan el estado de las pesquerías con el objetivo del Rendimiento Máximo Sostenible.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

opinión

Fec43f71 8a2d 49f4 8378 94a941e8c9cc 16 9 discover aspect ratio default 0

Por Manuel Marrero @manolomarrerom

Diputado del Grupo Parlamentario Sí Podemos Canarias

Comenta

Encuesta